lunes, marzo 27, 2006

Jerez... Otro añito más :)

Pues otro añito más (y ya van tres) he ido a Jerez a ver el Gran Premio de España del Mundial de Motociclismo.

Este año la cosa prometia desde los tiempos de los entrenamientos viernes... además teniamos la duda de como seria el debut de Pedrosa en MotoGP.

Pues bien llegamos el sábado por la mañana como siempre, se vé que poco a poco van mejorando los accesos al circuito pero aunque ívamos temprano al llegar ya había atasco.... En fin el sábado como siempre lo pasamos viendo los entrenamientos y por la tarde intentando que el tiempo pasara lo más rapido posible.

La cosa prometía, veiamos a un Álvaro Bautista con opciones de ganar en 125, también en 250 esperabamos un pique entre Barberá y Lorenzo y en MotoGP teniamos a un Rossi con malos resultados en los entrenamientos, un Pedrosa debutante, un Capirossi que se salía, un Sete motivado y con ganas de quitarse la espinita del año pasado y un Elias apadrinado por Crivillé haciendo unos tiempos prometedores y motivado porque cumplía 23 años el domingo.

Toni Elias celebra su cumpleaños con su equipo y familiares en el box
Toni Elias celebra su cumpleaños con su equipo y familiares en el box.

Al final la cosa salió más o menos como esperabamos... En 125 Álvaro Bautista ganó sin problemas.... mientras Julito Simon fue 5º con una buena actuación.

Alvaro Bautista en carrera
Álvaro Bautista en carrera.


En 250 en los primeros instantes vibramos con el pique Barberá vs Lorenzo, aunque finalmente se distanciaron quedando Lorenzo en primera posición y Barberá luchando por el tercer puesto.
Al final Lorenzo ganó sin problemas y Barberá hasta la ultima vuelta estuvo luchando por la tercera plaza, decir el "toque" que le dió nuestro amiguito Dovizioso a Barberá cuando este ultimo tenia la 3ª plaza en casi la ultima curva de la ultima vuelta (momento muy parecido a uno que no voy a mencionar). Al final Barberá quedó 5º pero nos llevamos la victoria con Lorenzo.

Jorge Lorenzo y Hector Barberá luchando en la carrera
Jorge Lorenzo y Hector Barberá luchando en la carrera.

En MotoGP (la que más ganas teniamos y más prometía) nada más empezar hubo un pequeño toque sin intención entre Elias y Rossi, provocando la caida de este último y la pérdida de varias posiciones para Elias, dejándolo practicamente sin opciones de estar alante. La gente de la grada se alegró de la caida (aun se notaba el resquemón del año pasado). Y al poco tiempo acabando con las ilusiones de muchos, la moto de Sete rompió y tuvo que abandonar la carrera. (Los dos grandes protagonistas de la edición anterior estaban down)

Capirossi y Pedrosa en carrera
Capirossi y Pedrosa en carrera.


En fin, la carrera se centró en el niño prodigioso, Pedrosa y el veterano y gran piloto Capirossi. Capirossi lideraba la carrera desde el principio y Pedrosa tuvo que remontar varias posiciones (dejando claro su dominio sobre el resto). Cuando llego a la 2ª posicion Capirossi estaba a varios segundos y en cada vuelta Dani aventajaba y le iva sacando las décimas hasta lograr ponerse a rueda. Durante un tiempo se mantuvo ahí, Capirossi primero y Pedrosa a rueda. Mientras tanto Rossi que habia retomado la pista remontaba alguna posición para ganar algun punto extra y Elias iva cogiendo posiciones llegando hasta la 4ª posición con una espectacular remontada. Justamente cuando Pedrosa empezó a alejarse de Capirosi que parecía que todas las plazas del cajón estaban sentenciadas (1º Capirosi, 2º Pedrosa y 3º Hayden), Elias empezó a remontar lo que parecía imposible, 4 segundos en 5 vueltas... y la carrera empezaba a centrarse en si Elias seria capaz de adelantar a Nicky y obtener el podium, cada vuelta que pasaba, nos parecia que estaba más cerca pero nos seguía pareciendo imposible, pero Elias lo logró, en la última curva de la última vuelta consiguió ponerse a rueda, incluso consiguió adelantar a Nicky pero al hacer una trazada interior para meterse por dentro y adelantarlo no pudo salir con suficiente rapidez, mientras que Nicky al hacer una trazada más abierta pudo salir con más velocidad pasandolo en la recta por unas milésimas. Una lastima, pero no por eso fue menos honorifica tal actuación de mi piloto favorito Elias.

Toni Elias en carrera
Toni Elias en carrera.


Al final la cosa quedó asi:

  • 1º. Capirosi
  • 2º. Pedrosa
  • 3º. Nicky Hayden
  • 4º. Toni Elias
  • 13º. Carlos Checa

Sete y Cardoso no pudieron terminar la carrera.

Comentar que Elias se disculpó por el choque entre ambos tanto a Rossi personalmente en la pista como en declaraciones a medios de comunicación.

Toni Elias se disculpa por el incidente
Toni Elias se disculpa por el incidente.


Este año hubo lleno en el circuito, hubo records de audiencia en televisión y hubo super atasco del copon! pero en definitiva un pedazo de Gran Premio y la cosa se pone calentita para proximos GPs!!

Para aquellos que disfruten con la caida de nuestro queridisimo amigo Valentino Rossi (como yo) podeis ver algunas fotos de la caida por aqui, aqui, aqui, por aqui tambien y por aqui, ahh! y que se me olvidaba, por aqui tambien.

viernes, marzo 24, 2006

Oliver y Benji ... 2ª parte!

Aqui os traigo otro extracto de Oliver y Benji de elmundoestaloco de nuevo (me estoy aficionando a este blog):

Hoy vengo con la segunda parte y última de los posts dedicados a esta mítica serie infantil después de la primera parte en la que hablaba del fantástico mundo de Oliver y Benji. Que, por cierto, deberían volver a emitir para que los chavales de ahora supieran lo que es una serie en condiciones. ¡Menos Pokemon y más Oliver!

Después de esta reivindicación absurda de persona adulta que ya no ve dibujos animados excepto los Simpsons, pasaré a continuar comentando lo que recuerdo de Oliver y Benji. En el anterior post me dejé muchos personajes en el tintero que debía comentar, pero antes que nada, antes de que aparecieran los personajes siempre había algo. Esto era la canción de inicio.

En mi colegio, cuando éramos pequeños, había un debate espectacular para saber si al principio de la canción decía Oa, oa oa ooo, o por el contrario decía Oo, oo, oo ooo. Todo un debate político que no tuvo nunca una solución, los que se aferraban a una opción no la soltaban ni aunque les diesen dinero. Luego continuaba con el mítico:

Oliver, Benji, los magos del balón
Benji, Oliver, sueños de campeón
Benji, Oliveeeerr, ¡¡hay que marcar otro gol!!


Lo que hizo que la serie pasase a llamarse Oliver y Benji y no Campeones como originariamente se llamaba. El saber popular trae estas cosas...

Después de esto empezaba el capítulo en el que casualmente estaban jugando a fútbol. ¿Quien lo diría en una serie dedicada a ese deporte? La gente que esperaba un partido de basket apagaba la tele y ya está. Todos contentos. Lo más curioso de los partidos no eran las tácticas inexistentes, ni los chupinazos infernales y tiros del halcón. No señor. Lo más curioso de los partidos era que en partidos de infantiles hubiese 100.000 espectadores de público en cada partido; y no sólo eso, comentarista incluido. ¿Dónde se ha visto en un partido de fútbol que el comentarista comente para el estadio entero? ¿No debería retransmitir para la radio o la tele?

Es que se daban casos como este:

Atención Marc Lenders se va soloo..... ¡Cuidado Marc, que te vienen por detrás!
- ¡Gracias comentarista!


Y conseguía esquivar la entrada. Entradas siempre a ras de suelo y sin faltas. Era una serie que por muchos viajes que se diesen los jugadores no hubo nunca faltas, una vez ví que sacaron una tarjeta y tuve que esperar de un capítulo a otro para saber de qué color era. Eso es jugar con la tensión de chavales pequeños... Qué poca consideración...


Una tensión que provocaban todos los personajes de la serie a los que siempre les pasaba algo, como ya dije en el anterior post, quedaban por comentar muchos de los jugadores míticos que aparecían. Como por ejemplo, Bruce Harper (o Alper). Bruce era el defensa malo del equipo, amigo de Oliver a muerte y era todo un bonachón. A pesar de ser tan malo iba siempre a la selección, a los equipos buenos, etc. En fin, como Ivan Campo cuando fue al mundial sin jugar un solo partido con la selección anteriormente... Bruce siempre recibía todos los balonazos, y siempre a la cabeza, que el pobre, al ser tan cabezón era fácil darle...

Otro personaje mítico de la serie era Tom Becker (o Beiquer). Tom era el hijo de un pintor de brocha fina, es decir, un pintor de paisajes y demás. Por la profesión del padre, tenían que viajar mucho de un lugar para otro y a Tom no le daba tiempo a hacer amigos. Pero Tom era un crack, el inseparable de Oliver y el que ayudó a conseguir muchas victorias. Tom, si la memoria no me falla, fue compañero de Phillip Callaghan en años anteriores, personaje importante de la serie también.

Callaghan era el capitán de otro equipo rival del NewTeam en los campeonatos, el Flynet. Este jugador iba de crack y luego Oliver le ganó la partida, bueno, como todos los que quisieron retar al protagonista, exceptuando aquel campeonato que el equipo de Marc Lenders derrotó al de Oliver. Un día los Flynet sacaron cintas para el pelo para ver si ganaban, parecían kamikazes japoneses. No consiguieron nada, descubrieron por primera vez que la superstición no sirve para nada.

Ed Warner era el portero del Tojú, el equipo rival por excelencia del NewTeam. Era un antiguo karateka que decidió hacerse portero de fútbol. ¿Por qué? Porque se liga más, está claro. ¿No habéis visto al Casillas como se le tiran todas las niñas? Ed nunca olvida que su vocación inicial era el kárate y usa todas las técnicas de ese deporte para parar balones. ¿Pegando patadas a los delanteros? Nooo, es una serie japonesa pero dentro de lo que cabe no era violenta... Warner aprovechaba sus habilidades para parar balones cuando sabía que no era capaz de alcanzarlo. Sabiendo además que en esa serie los chutes iban a cámara lenta, saltaba a un palo e impulsandose con los pies conseguía alcanzar el balón. Un espectáculo en toda regla.

Por último, los personajes más carismáticos de la historia de Oliver y Benji eran sin duda los hermanos Derrick, con esos dientes salidos para fuera. Todo el mundo recuerda la mítica catapulta infernal y aquella en la que los chavales subían por los palos de la portería como si fuesen ninjas expertos. La táctica era: uno se quedaba en el suelo con las plantas de los pies para fuera y el otro saltaba sobre su hermano para que le impulsase unos 100 metros para arriba (metro arriba, metro abajo) y consiguiese hacer una chilena tan espectacular que el portero no se movería ni un ápice al ver llegar el balón. Porque los porteros tenían eso, que se movían menos que los porteros de Subbuteo.

Y hasta aquí la segunda parte de los posts de Oliver y Benji, supongo que es la última, pero nunca se sabe que es lo que se te puede ocurrir para más adelante... Y más porque creo que aún me he dejado cosas en el tintero...

miércoles, marzo 22, 2006

martes, marzo 21, 2006

Oliver y Benji

Extracto sacado de elmundoestaloco

Campeones, conocida vulgarmente como Oliver y Benji porque eran los protagonistas de la serie, más bien al principio. Se podría haber llamado Oliver y nadie habría notado la diferencia.

La serie básicamente consistía en unos chavales japoneses a los que le gustaba jugar al fútbol, y no sólo eso, sino que además eran unos cracks de cuidado. Primer fallo garrafal de la serie ya que como todos sabemos los jugadores buenos de fútbol no están en Japón sino en España. ¡Ay! Perdón, que eso es lo que dice Míchel en cada partido de la selección, los buenos jugadores de fútbol suelen ser brasileños. El creador de la serie lo sabía y creó el personaje de Roberto, un crack brasileño venido a menos que decide entrenar a Oliver.

La serie se basa en un pique entre el delantero (Oliver) y el portero (Benji), un portero prepotente al que nunca le habían metido un gol en su vida hasta que Oliver un día y de pura chorra manda un balón desde su casa hasta el campo (unos 5 kilómetros aproximadamente) y le mete un gol a Benji por pillarlo despistado. Todavía no logro comprender como un chaval, al que le echo unos 10 años, pudo disparar un tiro tan potente, ni Roberto Carlos oye...

Oliver era un chaval muy simpático que conseguía llevarse bien con todo el mundo y que además jugaba bien al fútbol. Además consigue que se enamore de él una tal Patty que va a animar todos los partidos habidos y por haber. Oliver recala en un club llamado Niupi (a saber como se escribe, luego convertido a NewTeam [Niutín familiarmente]) en el que todos los jugadores son malísimos menos Oliver que despunta por su calidad. Sólo con Oliver el equipo es capaz de ganar hasta el mejor de los otros, usando la táctica sólo vista en esta serie: Oliver corre con el balón y los demás le siguen a los lados en una carrera eterna que puede llegar a durar una hora y además cuesta arriba, ya que el campo de Campeones es el campo con más kilómetros del mundo y que además tiene cuesta.

Campeones

Benji era un portero chuleta, así como Cañizares pero aún da más rabia. Y que además tenía una gorra de acero como se podía ver que nunca se le veían los ojos si tenía la gorra puesta; aún no se como conseguía hacer tantas paradas. El colmo del absurdo llegó el día que Benji paró un balón con la gorra, de ahí que pensemos que sea de acero, ya que lanzó la gorra a un lado y consiguió parar un balón así.

Además era una serie en la que veías sufrir a los chavales, ¿cómo consentían los padres que los chavales jugasen en tales condiciones? Había un chaval que se llamaba Julian Ross que atención: ¡Estaba enfermo del corazón! Y cada partido suyo era una lucha entre la vida y la muerte en la que el chaval estaba siempre al borde del infarto. ¿Pero qué clase de sádicos eran sus padres y el entrenador que lo ponía? Lo más curioso es que en ese estado el chaval metía goles y todo.

Por no hablar de las múltiples lesiones de Oliver, que más que ir a jugar un partido parecía que iba a la guerra. Con un pie lesionado, el hombro también, se arrastraba por el campo y no consentía que el entrenador le cambiase. Y aún así, también, el chaval metía goles y conseguía que su equipo ganase ya que no podían prescindir de él.

Oliver tenía un antagonista, que era Marc Lenders, un chuloputas de barrio que iba siempre arremangado para enseñar musculito, el tío era capaz de chutar balones con una potencia increible con la que conseguía arrastrar jugador tras jugador del equipo contrario que apesar de sus intentos por parar el balón con el estómago (cosa bastante curiosa) sólo conseguían aparecer dentro de la red de la portería con un dolor abdominal bastante serio. Lo mejor es cuando el balón les apretaba el estómago y se agarraban al palo para no caer dentro de la portería, qué lucha, qué pundonor demostraban aquellos chavalines.

Chavalines en las que se encontraban figuras como Bruce Harper, Ed Warner, los hermanos gemelos Derrick, Phillip Callaghan o Tom Becker (o como quiera que se escriban sus nombres).


Si quereis ver más fotos, pasaros por aquí.

sábado, marzo 04, 2006